Google+ Followers

lunes, marzo 26, 2012

ANTONIO TABUCCHI


Murió en su amada Portugal este grande de las letras Italianas.  Era un escritor popular, pero de culto, con un número de lectores selecto, pendiente de sus publicaciones y los trabajos alrededor de su poeta predilecto Fernando Pessoa. Vivió en Lisboa donde se dedicó a la traducción  al italiano de las principales obras de este poeta inmenso y por supuesto a su estudio.  Fue galardonado con los premios más prestigiosos, entre ellos el Pen Club, el Campiello y el Viareggio-Rèpaci en Italia; el Prix Médicis Étranger, el Prix Européen de la Littérature o el Prix Méditerranée en Francia. También ha sido nombrado Officier des Arts et des Lettres en Francia y Comendador da Ordem do Infante Dom Enrique en Portugal.

“Hijo único de un vendedor de caballos, Tabucchi, nacido el 24 de septiembre de 1943 en Pisa, en Toscana, estudió filología románica, y a partir de 1962, literatura en París, donde descubrió al poeta Fernando Pessoa al leer la traducción al francés de El Estanco. Su entusiasmo le hizo descubrir el idioma y la cultura de Portugal, que se convirtió en su segunda patria. Estudió luego literatura portuguesa en la Universidad de Siena y redactó una tesis sobre el 'Surrealismo en Portugal. Apasionado por Pessoa, tradujo toda su obra al italiano, junto a su mujer, a la que conoció en Portugal y con la que tuvo dos hijos”.

Este era en términos coloquiales un personaje queridísimo de la literatura, su vida estuvo centrada en su amor por las letras Portuguesas. Revisar los totalitarismos y la historia de Europa a través de recursos literarios en novelas de una frescura absoluta, constituye una de sus fortalezas. “Sostiene Pereira”, desde el principio es un texto diferente a todos, por el tono y la textura narrativa novedosa. “Tabucchi ha sido reconocido por la crítica literaria como un maestro de las narraciones cortas", formaba parte del Parlamento Internacional de Escritores, una asociación de solidaridad con escritores perseguidos. Su última novela fue ‘Racconti con Figure’ publicada en 2011.

Siempre he dicho que el mejor homenaje a un escritor es leer sus textos. 




No hay comentarios.: