Google+ Followers

miércoles, abril 15, 2009

LA REELECCION PRESIDENCIAL EN COLOMBIA
En Colombia, la concentración está sucediendo por la vía de jure: mientras se ocupa del rediseño de las instituciones y soportado en el apoyo de las Fuerzas Armadas y la clase empresarial, Uribe ha conseguido llevar a las colectividades políticas a la implosión, arrastrando el sistema de partidos a la consolidación del uribismo como un partido de Estado (que es el propósito detrás de convertir la "seguridad democrática" en una política de Estado), que se impone como partido único, como lo hiciera el PRI hace décadas en México, y en el que es el gobernante y no la colectividad el que, a dedo, elige a su sucesor. NATALIA SPRINGER

Es difícil tratar un tema tan manido, pero actualmente en el congreso Colombiano están pasando hechos que no podemos pasar por alto y a pesar del cansancio que nos puedan producir, las decisiones que del legislativo resulten, afectan indefectiblemente el futuro del país. El referendo, hasta la fecha está cargado de los peores vicios: errores en la recolección de las firmas, financiación dudosa, la redacción equivocada del texto, personas implicadas en el mismo actualmente detenidas, que tiene a sus promotores en verdaderos líos judiciales por el trámite y como si fuera poco, falta de claridad en relación con DMG. Ahora, desconociendo todo lo anterior, se pretende la virtual modificación de alguno de sus acápites en el congreso, contradiciendo toda la jurisprudencia constitucional al respecto. En este capítulo de la vida nacional, nada está sometido al azar. El ejecutivo, ha dispuesto toda su capacidad, con paciencia de relojero para que se dé la tercera reelección, y la mejor muestra la constituye lo que pasa con el referendo: El consejo electoral, se pronunció frente a las anomalías y vicios del mismo, estableciendo, que una cosa son las responsabilidades personales de los promotores del referendo y otra la legalidad del mismo, interpretación muy curiosa y acomodada; El congreso, ósea la aplanadora Uribista, tiene lista, toda la maquinaria para que el texto sea aprobado, inclusive para modificarlo y donde no está descontado utilizar recusaciones e inhabilidades a los congresista que se opongan, como se está pensando con el presidente de la comisión respectiva en la cámara de representantes; con respecto a su exequibilidad, hace dos semanas se eligieron los dos miembros de la corte Constitucional, que permiten tener garantías para que pase en la corte constitucional y como si fuera poco, la Fiscal no ha sido, ni la más diligente, ni la más clara en el trámite de las investigaciones a los promotores del referendo muy a pesar que todos los día aparecen hechos que ratifican cada uno de los vicios y anomalías de un proceso que por simple prurito ético, debería suspenderse. Esta lectura, deberá hacerse desde otra óptica: Que está pasando con el país? por qué, a pesar de la contundencia de los hechos, una gran mayoría de personas, siguen pensando que si el presidente es candidato, votaran por él. No importa sí se afecta la legalidad y la institucionalidad del país. De igual manera existe otro grupo de personas absolutamente preparadas, estudiadas, con trayectoria, que están haciendo lo imaginable para que el doctor Uribe se quede en el poder. La lectura a estos hechos deberá superar la mirada mediatista. Recuerdo los escritos sobre el dogma, elogio a la dificultad, de Estanislao Zuleta, que resultan de suma importancia en los actuales momentos. Esperamos como termina esta novela, pero los pronósticos no son buenos.

No hay comentarios.: