Google+ Followers

viernes, diciembre 29, 2017

2017 UN AÑO CARGADO DE CONTRADICCIONES

El mundo sigue sorprendido por el giro intempestivo que dio el gobierno de los Estados Unidos con los resultados de las últimas elecciones presidenciales, todos los días confirmamos lo absurdo del sistema electoral americano, quien gana las mayorías en las urnas no tiene garantizado el triunfo final, los colegios electorales pueden dar resultados diferentes, la peor muestra, la presidencia de Donal Trump. Las decisiones del nuevo presidente han sometido a gran parte de la población, al periodismo, a las ONG, a la academia, a los jueces, a los emigrantes, a unas tensiones desconocidas hasta la fecha, están por fuera de cualquier contexto que las explique con alguna racionalidad. Igualmente al mundo lo han dejado estupefacto, como cuando uno expresa atónito : ¿Esto no puede ser cierto: una reforma de salud en ciernes que deja a más de 35 millones de compatriotas sin seguridad social ni salud; una política anti-emigración que le cercena los derechos a personas que llevaban más de 20 años trabajando, a hijos de emigrantes nacidos en tierra americana, muchos de ellos deportados, terminan en sus países de origen sin ningún norte,  no son de aquí ni de haya, inexplicable en estos tiempos; los latinos en general, para no hablar sino de un sector especifico, hoy sufren los efectos de una xenofobia sin precedentes,  lo triste, alimentada desde el ejecutivo que no mide las consecuencias nefastas para la integración de la nación, la política para los emigrantes es definitivamente regresiva;  aprobó hace un mes una reforma tributaria que le rebaja los impuestos a los empresarios en una desproporción que ni siquiera los expertos han podido entender, ha dicho que beneficiará a la clase media, nadie entiende cómo, aún no lo ha  explicado, su fórmula maquiavélica no convence, la pregunta, cómo llenará semejante hueco en materia presupuestal, no he visto al primer empresario re-direccionando sus ganancias a favor de la clase media o trabajadora; en materia internacional las decisiones aún son más torpes y peligrosas: En política ambiental, el retroceso es total, atenta contra todos los acuerdos bilaterales y multilaterales que comprometían a los Estados Unidos, no le importan para nada; geopolíticamente actúa sin brújula, poniendo en peligro incluso relaciones incondicionales como la de Inglaterra; le prendió al final del año una mecha al medio Oriente con la decisión de considerar a Jerusalén como capital de Israel, en el peor momento, paradójicamente quiere hacer un acuerdo con Corea del norte; para Latinoamérica no hay política, no existe, África ni hablar….en fin, los positivo de todas estas torpezas del presidente americano es que unió a Europa mucho más de lo esperado, la obliga a consolidarse y solidificarse, el pacto de la unión debe sobrevivir  y ser un contrapeso al desmesurado poder del país del norte, al final es una garantía de civilización. Me duele la situación de México, corrupción y narcotrafico; quedamos expectantes con Cataluña; Chile hizo de nuevo un giro a la derecha; Centro América anida dictaduras muy peligrosas; Venezuela no sale de su encrucijada, es una locura, hambre, falta de energía y ahora sin combustible, es una narco-dictadura sin precedentes históricos. Espero  en todo caso que a Latinoamérica le vaya bien el año que viene, no le queda más que resolver sus problemas más graves de manera autonoma.
Para Colombia el año no fue fácil. Está consolidando los acuerdos de paz firmados en la Habana en medio de un incomprensión general inexplicable; en materia económica la desaceleración llego a su máxima expresión, estamos casi en una recesión; ideo-lógicamente seguimos siendo un país radical, sin cultura política, peligrosamente apasionado, proclive a la violencia, estos índices siguen siendo muy altos: Feminicidío des-proporcionado, con cifras aterradoras, sicarito, extorsión, violencia común e intrafamiliar muy alta.; la corrupción llegó a unas proporciones  antes no vistas, tocó a la justicia en general, a las cortes, los jueces, con efectos nocivos sobre la confianza del país y sus instituciones. En los últimos tres meses se conocieron los candidatos para las elecciones presidenciales que serán el plato fuerte del 2018. 34 candidatos, de todos los colores y sabores, de  izquierda, de centro, de centro izquierda,  de centro derecha….para todos los gustos. Casi todos radicales, apasionados, sin medida en su mayoría, llenos de una violencia verbal incontenible e irresponsable.  En el 2018 nuestro país tomará definiciones de suma importancia, esperamos mucha sindéresis de sus ciudadanos.
Lo mejor nuestros deportista y artistas. Segundos en el tour, presencia destacada en las grandes carreras de ciclismo en Europa; clasificamos al mundial de futbol; en patinaje y ciclo Cross ni hablar, ganamos todo. Buenos libros, la academia produce excelentes cosas: Revistas, estudios literarios y filosóficos, investigación……. Doris Salcedo y Beatriz Gonzales artistas con unos reconocimientos descomunales en Europa..En términos generales muy bien. Creo en mi país, nuestra única tarea como ciudadanos, cumplir y ser correctos…nada más.






No hay comentarios.: