Google+ Followers

jueves, diciembre 08, 2016

DOS LIBROS DEL PERIODISMO QUE NOS AYUDARAN A ENTENDER A COLOMBIA



La situación de Colombia es muy compleja, nuestro país vive una incertidumbre política y social difícil de entender, más sí no se tiene todos los elementos de juicio necesarios para descifrarla, pues son muchos los factores históricos y de facto que inciden sobre la misma. Hoy esperamos que la corte Constitucional se pronuncia el 12 de diciembre sobre la constitucionalidad  de la refrendación realizada por el congreso del nuevo acuerdo firmado entre la FARC y el gobierno, que es el comienzo de una paz con este grupo después de 52 años de conflicto armado, esto permitirá darle salida al 'Fast track', un procedimiento legislativo ágil que permitiría la aprobación de leyes necesarias para la implementación de la bitácora de leyes nacidas del acuerdo, establecida por las partes. Este nuevo acuerdo tomó buena parte de las sugerencias hechas por la mesa de concertación entre quienes fungen como representantes del NO y el gobierno. Llegamos a este punto después de un periplo muy largo, que tomó más de cuatro años. Comenzó con los acercamientos realizados por el presidente, al final buscaban una salida negociada del conflicto armado, después de idas y vueltas, comenzó al fin el proceso de negociación en la Habana con la FARC, proceso que terminó en un acuerdo contenido en un documento de 270 páginas, el cual fue puesto a consideración del país. Para ello el presidente convocó a un plebiscito para su refrendación popular, el cual tuvo un resultado imprevisible, fue adverso  insólitamente, ganaron los del NO, pese al escaso margen, obligó al gobierno y a  la mesa de negociadores a incorporarle las propuestas sugeridas y lideradas por los  representantes que se abrogaron dicha representación.  Este galimatías se ha vivido en medio de la oposición recalcitrante del Centro Democrático y la ceguera de la clase política tradicional del país, inferior a las circunstancias históricas, cargada de radicalismos irreconciliables, leguleya y Santanderista al extremo, pendiente del inciso, como sí viviéramos en un país normal, siempre aduciendo razones en la mayoría de las veces mentirosas. Mientras tanto 8500 guerrilleros que desean entregar las armas, quienes   esperan incorporarse a la nación, no saben qué hacer, cosa que nadie entiende en el mundo.
Acaban de publicar dos libros que nos ayudan a entender a este país: “Recordar es morir” de Daniel Coronel y “El país que se hizo posible” de Julio Sánchez Cristo. El primero sorprende por lo descarnado, muestra la corrupción de este país la cual no tiene parangón, denuncia la sevicia de un gobierno contra el periodismo, la persecución implacable a que se sometió al periodista Daniel Coronel,  narrada columna por columna, están las denuncias hechas contra el doctor Álvaro Uribe que muestran la infinidad de actos ilegales de su gobierno, tendientes no sólo a perpetuarse en el poder, a favorecer a sus amigos, denuncias perfectamente documentadas que nos dejan estupefactos, pues no se puede entender cómo este personaje tiene tanta capacidad para mantenerse vigente, como sí fuera la madre Teresa de Calcuta, pese a denuncias como esta. El país continua girando en torno a sus caprichos, sus ansias de poder son irrefrenables, siempre funge como si fuera el salvador de Colombía, mantiene una influencia y  favorabilidad inentendedible, pese al daño que le sigue haciendo a la institucionalidad.

El otro libro, el de Sánchez Cristo, es una radiografía del plan Colombia en los 15 años de su implementación,  a través de muchas entrevistas, que nos dan una claridad impresionante sobre lo que significó este plan y en cierta forma la infinidad de hechos y sucesos alrededor del conflicto armado desde la óptica de los entrevistados. Es un diagnostico esclarecedor y que nos genera muchas sorpresas, pues no brinda datos desconocidos y análisis importantes.  Comienza con la entrevista de Bill Clinton, Andrés Pastrana, general José Serrano Cadena, General Fernando Tapias Stahelin, Barry MacCafrey, German Castro Caycedo, Enrique Santos Calderon, Juan Manuel Santos, Martha Lucia Ramirez, George Bush, Antonio Caballero, Barack Obama entre otros.











No hay comentarios.: