Google+ Followers

lunes, junio 30, 2014

EL TRATADO DE VERSALLES




No se deben olvidar las repercusiones que tuvo para el siglo XX la firma del tratado de Versalles, con el que se puso punto final a la primera guerra mundial. Fue firmado un 28 de Junio de 1919 y el mismo sembró la semilla de la segunda guerra mundial. No solo fue el final de una confrontación que involucró a todas las potencias, sino un sometimiento oprobioso de Alemania que fue obligada a pagar indemnizaciones desproporcionadas que servirían de acicate para la plataforma ideológica de Hitler, este sería uno de los caldos de cultivo de su resentimiento.  Con este tratado se abren las puertas a la peor tragedia de occidente.
El gran historiador ERIC HOBSBAWM habla por ello de la gran guerra del siglo XX: 1919-1945.  Fue un oprobio para la humanidad, una catástrofe, produjo el mayor número de muertos en una confrontación bélica de que se tenga noticia históricamente, el fracaso de la razón como garantía de civilización y un espectáculo de barbarie insuperable que espero no se repita jamas. Primo Levi escribe (escritor, Italiano): «Los que sobrevivimos a los campos de concentración no somos verdaderos testigos. Esta es una idea incómoda que gradualmente me he visto obligado a aceptar al leer lo que han escrito otros supervivientes, incluido yo mismo, cuando releo mis escritos al cabo de algunos años. Nosotros, los supervivientes, no somos sólo una minoría pequeña sino también anómala. Formamos parte de aquellos que, gracias a la prevaricación, la habilidad o la suerte, no llegamos a tocar fondo. Quienes lo hicieron y vieron el rostro de la Gorgona, no regresaron, o regresaron sin palabras». William Golding expresa (premio Nobel, escritor, Gran Bretaña): «No puedo dejar de pensar que ha sido el siglo más violento en la historia humana». Lógico se refiere a las dos guerras.
El tratado, que es un reflejo de corta visión de los dirigentes europeos de la época, de su ambición desmedida y de una mirada que aún conserva los lineamientos del viejo colonialismo, debe mirarse como ejemplo expedito de lo que no se debe hacer. De las muchas disposiciones del tratado, una de las más importantes y controvertidas, estipulaba que, “Alemania y sus aliados aceptasen toda la responsabilidad moral y material de haber causado la guerra y, bajo los términos de los artículos 231-248, deberían desarmarse, realizar importantes concesiones territoriales a los vencedores y pagar exorbitantes indemnizaciones económicas a los Estados victoriosos. El Tratado de Versalles fue socavado tempranamente por acontecimientos posteriores a partir de 1922 y fue ampliamente violado en Alemania en los años treinta con la llegada al poder de Adolfo Hitler”.
Después se viene el fracaso de la sociedad de las naciones promovida por el presidente de los Estados Unidos,  la constitución del Weimar en Alemania, fue tan democrática y abierta, que generó una anarquía que favoreció de igual manera a Hitler; la consolidación del fascismo y por su puesto la segunda guerra mundial. Europa en poco tiempo tendría una confrontación que involucraría a todo el mundo, incluso a las naciones que en apariencia fueron neutrales, esta guerra tuvo repercusiones globales y el tratado de Versalles fue un detonante de tan nefastos acontecimientos.
Hay muchos datos anecdóticos sobre este tratado, verdaderas novelas.  Hitler cuando invade a París, realiza actos de desagravio a este hecho histórico, humilla a los generales Franceses. Otra cosa será la posguerra, plato de otro análisis. 














1 comentario:

CANTICO PRIMAVERAL dijo...

El tratado de Versalles es el resultado de concertar una paz, dejando de lado al más poderoso.
Enseñanza, que nos permite, hoy por hoy, ser cuidadoso en el proceso de paz que se lleva en Colombia. Muchos, sobretodo los seguidores del "ex" no les impportaba la paz, sino el populismo que propone éste.
No me explico por qué está tan mudo, a sabiendas, que a todo lo que se hace, él tiene la contra.