Google+ Followers

lunes, noviembre 11, 2013

DE BLASIO UN GIRO HACIA LA IZQUIERDA PROGRESISTA




Siempre me he preguntado sí pese a la injusticia emblemática en que viven grandes sectores sociales en los Estados Unidos, estos nunca pensarían en dar un pequeño giro a la izquierda por aquellos grupos que reconocieran sus derechos en su agenda programática, buscando que se les trate de manera más equitativa y redujeran por primera vez en las justas proporciones las brutales diferencias que existen. Mi padre alguna vez refiriéndose a este país me dijo: hay ricos y el resto. Exagerado, pero con algo de cierto proporcionalmente hablando.
De Blasio, el nuevo alcalde de Nueva York representa el principio de cambio con una nueva clase política, con marcas sustanciales de izquierda democrática, que terminarán imponiéndose en muchas partes, frente a una derecha glamurosa que sustentada en el sueño americano, mantiene un radicalismo cercano al fascismo, impone políticas y prácticas que dejan mucho que desear.
Quien es este político
Nació en Mayo de 1961, vivió en medio de las afujías típicas de la clase social emergente americana, su padre un excombatiente se suicido después de una vida atribulada y un proceso alcohólico bastante penoso, lo que lo llevó a adoptar el apellido materno.  Su triunfó nace del carisma que despiertan sus historia personal, el carisma de su esposa y sus hijos, un discurso que habla de los desvalidos, del derecho a la clase pobre al servicio de salud y a una vivienda digna. Viene de actividades sociales como abogado, ha sido accionante en causas populares y llegó en el momento justo, pues en la política las oportunidades se sirven en la mesa y depende de la inteligencia de los actores para tomarla o dejarla.
El país de España señala que “su esposa, la poeta y activista afroamericana Chirlane McCray, ha jugado un papel fundamental en su ascenso y en la estrategia de campaña, como los Clinton en su día, esta pareja es un bien engrasado equipo político. McCray, hija de un administrativo en una base militar de la Costa Este y una trabajadora de una fábrica, creció como la única niña negra en su instituto donde sufrió discriminación, algo que canalizó en su combativo espíritu progresista acercándose a colectivos feministas afroamericanos y gays en    Wellesley el college  estudió”. Cuando uno los ve, se da cuan cierto resulta esta afirmación. Realmente son diferentes a todo lo que he visto, una mezcla racial llena de carisma, la síntesis del problema multi-racial en que se bate esta nación. El tono radical en la campaña cuajó, la ventaja que le tomó a su candidato lo confirmaron. “ De Blasio, tras su paso por las aulas de la New York University, estuvo en Columbia en un programa de posgrado sobre Latinoamérica y fue un notable activista de la causa sandinista desde la organización Quixote Center y más adelante desde una ONG. Visitó Nicaragua y habla perfectamente español. Cuando ha tenido que hablar de su filosofía política la ha definido como una mezcla del New Deal de Roosevelt y de la Teología de la Liberación. Cuando ha tenido que hablar de su filosofía política la ha definido como una mezcla del New Deal de Roosevelt y de la Teología de la Liberación”.
 El cambio que se viene dando en los Estados Unidos desde la elección de Obama es emblemático. Volver al discurso de la libertad, de la igualdad y de los derechos fundamentales no es solamente un prurito electoral, es una necesidad que se viene imponiendo en el mundo. Por ello cuando se habla de izquierda democrática se hace énfasis en el respeto por la legalidad, las oportunidades y la igualdad. Todo dentro de los marcos de la democracia que le impidan caer en los excesos de la izquierda, que en los últimos años ha decepcionado cuando llega al poder.
Los que defendemos la democracia, nos alegre este tipo de triunfos, que le permiten tener cabida a los lideres y grupos, que antes solo podían admitirse a través de medios poco ortodoxos. 


No hay comentarios.: