Google+ Followers

martes, julio 21, 2009

PARADOJAS EN LA CELEBRACION DE LA INDEPENDENCIA COLOMBIANA

La recesión en Colombia ya sobrepasó cualquier predicción y de hecho continuaran los despidos como consecuencia directa de la misma; los industriales han confirmado una baja sustancial de sus ventas; Hace dos semanas se anunció un déficit para el año que viene de 9 billones de pesos, y este año para acabar de rematar los ingresos tributarios disminuirán sustancialmente. El ministro de hacienda, como todos los ministros de esta cartera, le ha quitado la gravedad a la crisis con argucias matemáticas sínicas, que no le permiten asumir las acciones directas y acordes con el momento. El diario “Portafolio”, en uno de sus editoriales con respecto al empleo, presentaba una consideración teórica en materia de empleo, que se impone en el mundo y que preocupa de sobremanera: “Los dos presagios dejan entrever que la situación laboral todavía no ha tocado fondo y quedan muchos despidos por firmar. El hecho de que el desempleo siga creciendo será, sin ninguna duda, la más grande piedra en el zapato que tendrá la economía mundial para lograr su recuperación. Incluso, algunos analistas se han aventurado a decir que la noción de pleno empleo cambiará para siempre, y que desde ahora las tasas de desocupación aceptadas como normales para el funcionamiento de la economía estarán por encima de las que actualmente se manejan.” Colombia se ha anticipado ha estos marcos, pues la informalidad se ha constituido en la única salida a la falta de políticas serias por parte del gobierno. Este momento lo vive el país en medio de la apertura de una legislatura que sigue pensando solamente y sustancialmente, en la decisión del presidente sobre su candidatura, los demás temas realmente no cuentan, muy a pesar del grave momento en que vivimos, menos ahora que serán las últimas secciones antes de las elecciones presidenciales. Para acabar de rematar, el ejecutivo, saltándose todos los controles constitucionales, decide realizar acuerdos con los Estados Unidos, para permitir la utilización de las bases militares nuestras, permitir el paso de tropas y carta blanca para que personal de inteligencia actué como Pedro por su casa, como siempre para luchar contra el terrorismo, en un momento del cierre de la base norteamericana en Ecuador, creando un ambiente poco propicio para la críticas relaciones con nuestro vecino, además de generar de inmediato la misma situación con Venezuela. Esto significa que dos de nuestros mayores compradores, de alguna manera irán suspendiendo por vía institucional los acuerdos comerciales, con un daño eminente para las zonas fronterizas. Las cifras no mienten y el gobierno no lo quiere entender: “El deterioro de la actividad económica, que se inició en el primer semestre de 2008, se ha venido incrementando sistemáticamente. En el cuarto trimestre de 2008 la economía cayó cerca del 1% y en el primer trimestre de 2009 sucedió algo similar, y de acuerdo con la información parcial, en el segundo trimestre se agravará. La producción industrial, que es uno de los índices más confiables y tiene ramificaciones con todas las actividades, lleva seis meses con caídas persistentes de 10%. En abril y mayo las exportaciones y las importaciones cayeron más de 25%.” Como pensar que todo va bien. A esto se le suma la política social que aun no encuentra norte y que tiene déficits en todos los aspectos verdaderamente preocupantes. Es indudable, que debemos celebrar nuestra independencia con absoluta preocupación y a la espera de decisiones sustanciales y acordes al momento…..El tema de la reelección, como un hoyo negro ha dejado al país al garete……..como le parece.

No hay comentarios.: